23/09/2019 -  5 minutos de lectura Por Álvaro Sáez

El auge de las búsquedas por ubicación y de nuevas características como la conectividad, usabilidad e integración con dispositivos, reclaman una mejora del SEO de las empresas de grandes marcas de automóviles, así como a una descripción más detallada de los features de los automóviles en Internet. Gran parte de esta información se adquiere en foros, revistas especializadas, comparativas en Youtube y blogs. Todos estos canales deben ser explotados.

¿Cómo buscamos la información? La respuesta está en Internet: basándonos en la marca, en las necesidades, economía, comparaciones y gustos. Pero sobre todo, rompiendo el modelo tradicional, con búsquedas múltiples que interactúan entre ellas. 

Esto que da lugar a 7 tipos de búsquedas en Google, que suelen darse, en el siguiente orden: “búsqueda por marca”, “búsqueda por necesidades”, “búsqueda por precio”, “búsquedas comparativas”, “búsqueda por precio exacto”, “búsqueda por características” y “búsqueda por ubicación”.

1. Búsqueda por marca y modelos

6 de cada 10 personas no saben qué coche van a comprar, razón principal por la que la gente busca por las marcas que considera y les son familiares.

Esto tiene sentido ya que todas las personas tienen en mente sus marcas y modelos de coches favoritos, por lo que no es de extrañar que las primeras búsquedas, sea por marcas conocidas. 

Tras la búsqueda por marca, el comprador consigue un abanico algo más amplio de modelos que le interesan dentro de una marca, e irá filtrando modelos con base en necesidades y precios. Lo que da lugar a la “búsqueda por necesidades” y posteriormente, la “búsqueda por precio”.

PUBLICIDAD

 

PUBLICIDAD

Marca + necesidad: Volkswagen para 2 personas / Volkswagen para viajar.

Marca + precio: Volkswagen por menos de 15.000€.

Marca + características: Volkswagen con techo solar.

2. Búsqueda por necesidad

Imaginemos que la persona interesada hace ciclismo y quiere un coche espacioso para las bicis, o que hace muchos km y necesita seguridad.

Este tipo de cuestiones le harán descartar modelos (por ejemplo el Polo, que es más pequeño) y hacer búsquedas para informarse del tipo “mejores coches para viajar” o “coches más seguros” si vive en la carretera o “coches espaciosos” por las bicis o por ejemplo, si tuviese hijos.

Las búsquedas por necesidad suelen mantener el patrón tipo: 

  • “mejores coches para + verbo”
  • “¿cuál es el mejor coche + sustantivo / adjetivo?”

3. Búsquedas por precio

Una vez realizada la búsqueda por necesidad, el comprador tendrá una variedad de modelos en mente que pueden satisfacerla. El rango ha sido ampliado, y donde antes conocía 3 modelos, ahora  conoce 10. ¿Cómo acota para facilitar la decisión? La primera respuesta a esta pregunta es: por el precio.

Las búsquedas más típicas aquí tienen el patrón:

  • “mejor coche por menos de + x€”
  • “mejor coche por + x€”

Con este tipo de búsqueda, se eliminan coches del repertorio e incluso se pueden encontrar otros que no se tenían en mente. 

Sin embargo, el comprador no se queda con 1 solo coche, pues habrá varios de precios muy semejantes, es por eso por lo que comienzan las búsquedas comparativas.

4. Búsquedas comparativas

Una vez que el potencial cliente ha hecho estas búsquedas y se ha informado a través de, principalmente, foros, blogs y revistas especializadas, de los mejores coches para cubrir sus necesidades, dudará entre 2 marcas, pero para esto habrá explorado 14 y considerado 6.

Como vemos, el comprador tiene ahora un abanico aún más amplio de modelos en mente, y comenzará la fase de ir eliminando y filtrando coches, por lo que hará búsquedas comparativas con el patrón:

  • “modelo 1 vs modelo 2”
  • “modelo 1 contra modelo 2”
  • “cuál es mejor para + verbo + modelo 1 + modelo 2”

Estas comparativas suelen encontrarse en Youtube, foros y líderes de opinión (KOLS). Igualmente dan un mayor conocimiento acerca de las características específicas de los modelos. Estas características son comparadas y, sumadas a las diferencias de precios, ayudarán a tomar una decisión. 

Ahora caben de nuevo, 2 opciones: 

  1. La más típica, el comprador encuentra el modelo perfecto y pasa a la “búsqueda de precio exacto” o bien, 
  2. Encuentra una característica que considera fundamental, lo que puede invitar a hacer nuevas búsquedas basadas en dichas características específicas y después hace la búsqueda por precio exacto.

5. Búsqueda por características

Tras descubrir características específicas de gran interés (o quizás ya se sabían), comienzan a verificar características específicas en distintos modelos tipo checklist, por lo que hay un gran volumen de búsquedas técnicas y específicas.

Según los análisis de conversaciones de foros podemos apreciar que los puntos genéricos que más se valoran son:

a) Características relacionadas con la integración con móviles

El usuario, cada vez valora más los detalles, entre los que se encuentran la conexión del coche con dispositivos de uso cotidiano, como el móvil.

Dentro de esto, los usuarios usan la conexión móvil-coche para hacer llamadas (77%), escuchar música (59%), como navegador (46%), para obtener información en tiempo real sobre el tráfico (34%), sobre gasolineras, restaurantes y otras localizaciones (32%), usar apps en la pantalla del coche (24%).

b) Características más utilizadas en los vehículos

Respecto a las características más utilizadas en los vehículos, se incluyen la pantalla o consola central, conexión inalámbrica con el móvil, sistema de crucero, conexión por cable con el móvil y asistente de aparcamiento. 

Por debajo encontramos el sistema de alerta al salirse del carril, llamada automática de emergencia y conexión permanente a internet.

6. Búsqueda por precio exacto

Si bien el precio se plantea al final, ha estado presente desde el principio, pero a nivel de “rango”. El cliente sabe el rango de precios que puede permitirse, por lo que no ha buscado aún precios exactos. Sabe que tiene entre 18k y 25k, por lo que ha buscado modelos que giran en torno a ese precio.

Una vez comparados varios modelos, compara precios para tomar la decisión.

Ahora, el punto importante es el precio para poder decantarse, por lo que se empiezan a buscar ofertas y comparativas entre concesionarios. 

Aquí se disparan las búsquedas con patrones tipo: 

  • “precio + modelo exacto (con las características deseadas)” por ejemplo: “precio golf 2019 eléctrico”
  • “oferta + modelo exacto”

7. Búsqueda por ubicación

Por último, y tras tener un conocimiento acerca del modelo que se quiere y del precio que es más o menos justo por él, llega el momento de encontrar el lugar donde se va a comprar. Es lo que se denominan “búsquedas por ubicación”.

El comprador busca la comodidad, seguramente irá varias veces a ver el modelo que quiere, a pedir presupuesto, a realizar un test drive etc. También querrá un lugar cercano para solventar cualquier duda, por lo que será muy importante buscar un buen concesionario cerca de donde se encuentra. 

En este momento del funnel de compra, crecen las búsquedas por ubicación tipo: «concesionarios de automóviles cerca de mí», que de hecho, se han duplicado en el último año.